Déjà Senti

Consciència de ser dona

 

“Volviste a mí una tarde fría de invierno.

Y digo volviste, porque ya habías estado junto a mí.

Todavía no sé cuándo ni dónde fue, pero lo sabré.

Y digo lo sabré con la convicción de que un día u otro seacapaz de

encontrar la respuesta, del mismo modo que encontré el camino hacia ti.”

Dicen que a veces ocurre, que es más habitual de lo que pude parecer por lo extraordinario de su apariencia.

Hay quien ha tratado de darle una explicación científica, reduciéndolo a un simple error de percepción de nuestro cerebro difícil de explicar, o quien ve en él signos de clarividencia e iluminación. Nada más lejos de la realidad.

Para mí una simple palabra lo define. Recuerdo.

Casi anochecía cuando sin darme cuenta mis pasos me guiaron de nuevo hacia las estrechas callejuelas de la zona vieja de la ciudad. Sin proponérmelo, se había convertido en una costumbre para mí acabar la jornada inmersa en el pequeño mundo que emergía en las calles adoquinadas de la ciudad. En ellas el tiempo parecía haberse congelado entre cafés y pequeños locales que conservaban su apariencia de antaño. Leer más “Déjà Senti”